Regreso a clases

Publicado en La Nación el 23 enero, 2017
Categoría: Aprendizaje
Etiquetas: , , ,

Seguramente muchos profesores están preparando sus programas para el inicio de clases. O estarán pensando en ese retorno al trabajo. Estén conscientes de sus creencias. Presencien cuáles modelos mentales condicionan su forma de ser docentes. Detecten cuáles son los paradigmas de los cuales emana su comportamiento. Revisemos y sacudamos algunos de ellos.

Ser docente es dar clases. Ese es un modelo restrictivo, rutinario. El encargo del docente es promover el aprendizaje permanente.Liberen tiempo para lo importante. Si encuentran otros medios de cumplir con su encargo, no den clases.

El estudiante es un elemento pasivo. Conviertan al estudiante en un factor de producción de aprendizaje. Eleven su entusiasmo. Responsabilícenlo. Inspírenlo aauto-gestionar su aprendizaje y a ejercer a su vez una función docente con sus compañeros.

Todos los estudiantes son iguales. Falso. Hay diversos intereses, gustos, aptitudes, experiencias entre los estudiantes. Convierta esos rasgos individuales en elementos de aprendizaje para todo el grupo.

La ciencia es para los científicos. El pensamiento científico nos rescata de la creencia, del prejuicio, de la comodidad mental. Liberen el método científico de la clase de ciencias. Hagan que el estudiante lo vivencie en su vida privada, en sus horas de diversión.

Todos los contenidos deben ser vistos en clase. Señalen contenidos que los estudiantes tendrán que saber al final de un período y que no van a ser “enseñadas” durante el curso.Hagan un catálogo de conocimientos humanísticos que los estudiantes tendrán que llenar por sí mismos o con ayuda de los adultos de su familia. Señalen libros de los que no se hablará en clase pero que tendrán que ser leídos.

Todos los contenidos tienen igual valor. Señalen los contenidos que no deberían dejar de ser tratados si el curso viera reducida su duración a la mitad. Eso les dará una referencia sobre cómo gestionar los énfasis en distintos elementos del programa.

Educadores, su labor es trascendente. Lo que hacen hoy, estará con sus estudiantes por sesenta o más años. Su tarea es difícil. Pero vale la pena hacerla muy bien.

Deje una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *