Malestar ciudadano

Publicado en La Nación el 6 mayo, 2013
Categoría: Política
Etiquetas: , , , , , ,

El buen clima socio-político es un requisito del buen clima de negocios. Pero cuando hay un buen clima de negocios, la participación popular en asuntos públicos tiene un costo mayor: los desocupados están más dispuestos a manifestarse que quienes verían reducida su paga por asistir a una protesta.

Dentro de un año, mediante elecciones, estaremos cambiando el gobierno, posiblemente con niveles de abstención semejantes o un poco peores que los que hemos visto en las últimas elecciones. Lo que no es igual, es el grado de malestar de los habitantes con los políticos.

Un gobierno que inicia con malestar ciudadano, podrá ser legítimo pero no está legitimado.¿Por qué ni a los políticos, responsables del clima socio-político, ni a los empresarios –beneficiarios del buen clima de negocios- parece importarles esta situación?

Todo sistema bien diseñado tiene elementos para atender las emergencias. En un auto, el calentamiento del motor, que podría dar al traste con todo el sistema, es atendido mediante dispositivos de enfriamiento.

¿Tiene nuestro sistema republicano dispositivos de enfriamiento? ¿O es la única válvula de escape el primitivo derecho al berreo? Uno podría sentirse optimista de que la protesta de las comunidades de Occidente contra los costos de la carretera, fueron atendidos. Pero podrían haber sido atendidos por vocación democrática de los gobernantes o por simple cálculo: no queremos que nos hagan olas ahora que viene Obama.

La visión estratégica del IFED (Instituto de Formación y Estudios en Democracia), órgano dependiente del TSE, es: consolidarse como referente dentro del ámbito nacional e internacional, en la investigación y capacitación sobre temas relacionados con democracia y elecciones, así como en el fomento de cultura cívica.

¿Ya tomó nota el IFED del generalizado malestar ciudadano? ¿Tomó nota de la sordera de los políticos? El Ministro Francisco Chacón, cuando renunció a su curul, dejó un proyecto para modificar el reglamento de ese órgano. Los “notables” también hicieron una recomendación en ese sentido. Los ciudadanos nos sentimos burlados cuando los problemas se señalan y los responsables miran para otro lado.

Deje una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *