Buen viento

Publicado en La Nación el 5 noviembre, 2007
Categoría: Artículos
Etiquetas: , , , , ,

Hay circunstancias que encogen el ánimo. Otras, lo despliegan. Ha habido buenas noticias. Podrían las empresas y las personas, meditar en ellas para desplegar el entusiasmo.

Hemos pasado por el trance del referéndum,con tensiones, con excesos, pero finalmente ha quedado superado. El Presidente ha hecho una exitosa visita a China que viene a culminar un importante giro diplomático basado en las nuevas realidades económicas. Se han iniciado las negociaciones con la Unión Europea. Y se ha reducido envarios puntos en el porcentaje de población que vive en condiciones de pobreza.

Ha terminado el año fiscal, están próximos a terminar el año escolar y el natural, de manera que empresas y personas se encuentran haciendo el recuento de sus logros y fijando las metas del futuro inmediato.

Hacer ese ejercicio de evaluación y de proyección con el buen viento de estos logros recientes, llevará desde luego a señalar metas más desafiantes. A cambiar el “voy a ver si hago” por el “haré”.

Con el mayorentusiasmo, aumenta el número y la calidad de los intentos. Y aumentarán los resultados. Los dos mejores bateadores de la historia del béisbol,fallaron al bate el doble de veces que lograron conectar un hit. Fueron los mejores porque siempre estuvieron dispuestos a ir a batear aunque sabían que fallaban en dos de cada tres intentos. O como dijo Michael Jordan, quien falló 9000 tiros en su carrera, que tuvo éxito porque estuvo dispuesto a fallar y fallar y fallar.

En cada intento, hay un acto de solidaridad y respeto con uno mismo. Cada vez que pensamos, decimos, emprendemos algo de lo cual no estamos totalmente seguros; cada vez que recorremos un camino tentativamente –tanteando el terreno- para no tropezar, para no extraviarnos, estamos cumpliendo con el designio de la especie que desde que se logró parar en sus dos pies, no ha cesado de descubrir, de emprender, de lograr. Somos una especie peregrina. De África hacia el mundo. Del mundo a las estrellas.

Deje una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *